Labrador Retriever, cobrador de corazones

Es una de las razas más inteligentes, cariñosas y populares del planeta. Este nadador por naturaleza sabe cómo ‘ sumergirse’ en el corazón de las multitudes y, por supuesto, de tu hogar.

Si quieres integrar un Labrador Retriever en tu aura familiar, es importante que primero investigues acerca de las características y el carácter de esta raza para que puedas darle la educación, el adiestramiento y los cuidados que estos ejemplares necesitan.  A continuación, hablaremos brevemente acerca del estándar de esta estirpe.

Es un ejemplar sumamente activo y de constitución fuerte, de cráneo grande, con pecho y costillas profundas y anchas; la región renal y los miembros posteriores son vastos y fuertes. Su trufa es amplia y con fosas nasales bien desarrolladas.

Hocico poderoso y delicado, tiene dientes fuertes con una perfecta y completa mordida en tijera, es decir, que la cara interna de los incisivos superiores está en contacto con la cara externa de los inferiores; estos se encuentran bien colocados en los maxilares. A pesar de esto el Labrador Retriever puede tomar un huevo de gallina entres sus mandíbulas sin resquebrajarlo.
 

Nadador innato

Esta raza se destaca por adorar el agua y por su agilidad tanto dentro como fuera de este elemento. Tiene el pecho con buena amplitud y profundidad. El pelaje también es una característica distintiva de la raza: es corto y denso sin ondulaciones o flecos. Según la FCI la sensación al tacto debe ser bastante dura. Además, tiene una capa de subpelo resistente al agua.

Su temperamento es excelente, sumamente amigable, leal, enérgico, adaptable y devoto compañero. Sumamente inteligente y con fuerte voluntad para complacer a su manada. No es agresivo, de hecho, es tan sociable que no se recomienda tenerlo como perro de guarda y protección, pero sí es utilizado como can de búsqueda o de rastreo tanto de estupefacientes como de personas desaparecidas.  

Sus ojos son de color castaño o avellana. Las orejas no son ni largas ni gruesas y deben colgar pegadas a la cabeza y tener una inserción bien hacia atrás.
 

Rutina y atención de cobrador

Como cualquier perro, el Labrador Retriever necesita paseos diarios y socialización con sus congéneres caninos. Es por ello que se recomiendan caminatas cotidianas para que pueda drenar toda esa energía que le caracteriza. De igual manera se exhorta a comprarle juguetes para cuando esté en casa.

Debes bañarlo cada mes y medio y cepillarlo por lo menos dos veces a la semana para evitar cualquier tipo de parasito externo y para que su pelaje se mantenga brilloso. Acerca de las afecciones, la más común son la displasia de cadera, como todo perro de talla mediana a grande.

Es importante educarlo de forma adecuada por lo que se debe adiestrar desde su etapa de cachorro. Estos comandos u órdenes no solo ayudarán en la seguridad de su ‘perronalidad’ sino también creará y afianzará el vínculo con su amo y círculo familiar o de manada. Por ser sumamente inteligente jamás estará de más estimularlo con actividades de todo tipo algo que no será problema para el amo, pues adoran los juegos y la diversión.

Ficha técnica

Origen: Gran Bretaña (colocar bandera)

Talla: macho 57cm hasta la cruz. Hembra 56cm hasta la cruz.

Peso: de 25 Kg a 45 Kg

Color: negro, amarillo o chocolate. El color amarillo varía desde crema claro al rojo del zorro.

Longevidad: de 10 a 12 años.

Carácter: inteligente, leal, complaciente, cariñoso, sociable, activo.

Revista petLovers Caribe

‘Somos una revista impresa y digital que destaca el estilo de vida de las personas que aman las mascotas, valoran y cuidan nuestro medio ambiente’.

EDITORIAL

logo-publiatlantic.png
© 2019 Revista PetLovers. Todos los derechos reservados. Designed By Dixara.co